Salamanca,  Castilla    
[foro castellano 23 de abril]
Raíces históricas de las Cajas de Castilla y León
salamanca 24 horas
Redacción / Domingo 6 de junio de 2010
 

Caja Duero es la suma de entidades de Salamanca, Soria, Palencia, Ávila, Ciudad Rodrigo, Arenas de San Pedro y Cáceres, mientras que Caja España lo es de León, Zamora, Valladolid, Palencia, Ponferrada y Carrión de los Condes

Las dos entidades que votaron en asamblea su fusión, Caja Duero y Caja España, hunden sus raíces en siete de las nueve provincias de Castilla y León gracias a los más diversos procesos de integración que se han producido a lo largo del último siglo ya que son el resultado de la fusión de hasta diecisiete entidades distintas.

Como consecuencia de una ley de 1880 en la que se favorecía la creación de estas cajas de ahorro, unidas casi siempre, a montes de piedad, comenzaron a ponerse en marcha dos cajas en la Comunidad que serán semillas de las actuales Caja Duero y Caja España. Era el año 1881, cuando nacieron la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Salamanca y la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Palencia. Previamente, en 1878, el salmantino Tomás Pérez González había fundado la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Ávila.

Caja Duero

Caja Duero es la suma histórica de nueve entidades de ahorro procedentes de Salamanca, Soria, Valladolid, Palencia, Ávila, Ciudad Rodrigo, Arenas de San Pedro y Cáceres, que se fueron agregando a las dos entidades que en 1991 crearon Caja de Ahorros Salamanca y Soria, que desde 1997 funciona con el nombre comercial de Caja Duero.

Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Salamanca nace el 1 de enero de 1881 de la mano de Tomás Pérez González, aunque fue Isidoro García Barrado quien impulso su primer desarrollo que, en poco tiempo, se transformaría en un evidente éxito, que le empuja a una expansión primero dentro de la provincia –Ciudad Rodrigo, Peñaranda- y, posteriormente, fuera. Así, en 1924, las autoridades zamoranas le reclaman que se asiente en esta ciudad y el año siguiente abre en Zamora una oficina. El desarrollo de la entidad se enmarca en un proceso de fusiones y absorciones que comenzó en 1936 cuando la entidad se hace cargo de la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Valladolid, que se encontraba en una situación económica calamitosa, en una operación que debe entenderse no tanto como una búsqueda de negocio, sino como un gesto de solidaridad, según explica José Luis Giménez Lago en el libro Caja Duero, 1881-2006 Apuntes para la historia de una institución.

Sin embargo, la ‘fiebre por las fusiones’ de la entidad se produjo en la década de los 80 del siglo pasado. Así, en 1984, Caja de Salamanca absorbe la Caja de Ahorros y Préstamos de Palencia, creada en 1913, y que se vio tremendamente afectada por la ‘burbuja inmobiliaria’ que se generó en la provincia con la instalación de una factoría de Renault en Villamuriel de Cerrato. La entidad palentina planificó un desarrollo urbanístico y residencial en la zona que, posteriormente, o se vio satisfecho y sus cuentas quedaron tan tocadas que hubo de buscar la salvación en una fusión con la caja salmantina.

En 1988, la Caja Rural de Ávila (nacida en 1960) y la Caja Rural de Ciudad Rodrigo (que se remonta a 1908) se incorporan también a Caja de Salamanca, mientras que al año siguiente lo harán la Caja Rural de Cáceres (que se creó en 1969) y la Caja rural de Arenas de San Pedro (con actividad desde 1918).

Finalmente, la ‘gran boda’ que dio origen a la actual Caja Duero se produjo en 1991, cuando se fusionó con Caja General de Ahorros y Préstamos de la provincia de Soria, nacida en 1912, lo que dio lugar a la Caja de Ahorros de Salamanca y Soria, que operación con el nombre actual a partir de 1997. La caja soriana podía aportar como vieja dote una absorción que protagonizó en 1915 de la que se llamó Caja Agrícola Cooperativa de Alfonso XIII.

Con posterioridad a la fusión, en 1999, Caja Duero compra la red de oficinas y el negocio de Credit Lyonnais en España.

Caja España

Los orígenes más inmediatos de Caja España se encuentran en la fusión protagonizada por cinco cajas de la Comunidad en 1990. Se trataba de Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Palencia, Caja de Ahorros y Monte de Piedad de León, Caja de Ahorros Popular de Valladolid, Caja de Ahorros Provincial de Valladolid y Caja de Ahorros Provincial de Zamora, pero algunas de ellas llegaban al enlace con algunas operaciones en su historia.

La más antigua de las seis era Caja Palencia, que fue fundada en 1981 por impulso del Ayuntamiento de la capital palentina, como un instrumento de lucha contra la usura y de ayuda a las clases sociales más desprotegidas. Esta entidad incorporó días antes de la fusión con las otras cinco a la Caja Rural Comarcal de Carrión de los Condes, una sociedad de ámbito local y comarcal nacida en 1909.

En León, después de varios intentos en 1840, 1853, 1857 y 1880 de crear una caja en la provincia, en 1890 finalmente la Real Sociedad Económica de Amigos del País da los pasos precisos para la definitiva fundación de la entidad, que surgiría en 1900, del que iba a ser primeramente el Monte de Piedad y Caja de Ahorros de León, que el 21 de febrero de 1948 mudó su nombre por el de Caja de Ahorros y Monte de Piedad de León. Esta entidad, absorbió en 1989 a la Caja Rural Comarcal de El Bierzo, sociedad que había nacido en 1965.

En Valladolid, la Caja de Ahorros Popular tiene su origen en la Asociación Católica y Círculo de Obreros de la provincia que constituyó la Casa Social Católica, una sociedad de servicios y apoyo, que terminó fundando la antigua Cooperativa de Crédito Popular y Caja de Ahorros y Préstamos de Valladolid en 1916 y que luego cambió su denominación por la de Caja General de Ahorros Popular de la Acción Católica de Valladolid, el 20 de marzo de 1934, hasta quedar en Caja de Ahorros Popular de Valladolid, el 14 de octubre de 1942.

En Valladolid también, y tras un fallido intento por parte de la Diputación provincial en 1927 de crear una entidad, surge después de la guerra civil la Caja de Ahorros Provincial de Valladolid, impulsada también por la Corporación provincial.

La última mimbre de Caja España brotó el 15 de febrero de 1965, después de unos trámites que se iniciaron en 1962, por iniciativa de la Diputación Provincial zamorana, y que fructificó en la Caja de Ahorros Provincial de Zamora.

Estas cinco entidades dieron origen en 1990 a Caja España, que nació con Luis García Arribas como presidente y José Manuel Cordero del Campillo, como director general. En 1994, la Caja adquiere el Banco de Fomento, una entidad surgida en 1916 y con implantación en todo el país, que curiosamente en 1963 había comprado, a su vez, el Banco Industrial de León.


Foro Castellano 23 de Abril apoya el software libre SPIP  | Diseño: fc23a | Copyleft