Salamanca,  Castilla    
[foro castellano 23 de abril]
15-O
Indignados castellano-leoneses salen a la calle.
Redacción / Domingo 16 de octubre de 2011
 

Cerca de 9.000 personas se manifestaron este sábado por las calles de las principales ciudades de Castilla y León para exigir una justicia política, económica y social.

De este modo, se unieron a las protestas que a lo largo de toda la jornada de hoy se han celebrado en 956 ciudades de 82 países bajo el lema ’United for global change (Unidos por un cambio global).

Valladolid fue la ciudad de la región que más manifestantes aglutinó, con alrededor de 2.500 personas, según la Policía Local.

La marcha convocada por el colectivo 15M arrancó de la Plaza de Colón a las 18 horas, si bien una hora antes dos columnas de las asambleas de la Zona Noroeste (calle Villabáñez), Delicias y de Laguna de Duero (plaza del Carmen), salieron hacia este punto para unirse a las protestas.

Desde Colón, gente de todas las edades, que portaba numerosas pancartas con algunos de los mensajes que se han popularizado durante estos últimos cinco meses, comenzó un recorrido amenizado en todo momento por una batucada, que puso ritmo a la marcha, y que les llevó por la Acera de Recoletos, plaza de Zorrilla, calle Miguel Íscar, Duque de la Victoria, Ferrari, para concluir en la Plaza Mayor, donde se celebró una chorizada simbólica e irónica para conmemorar uno de los cánticos que los ‘indignados’ han hecho famosos desde el mes de mayo: ’No hay pan para tanto chorizo’. La jornada finalizó con la lectura de un manifiesto a cargo de Esperanza Ortega y Manolo Sierra.

Como en todas las manifestaciones desarrolladas en estos cinco meses y en todas las ciudades de la región, los asistentes lanzaron diferentes mensajes a través de carteles, como ’De primero, corrupción, de segundo, mentiras, y de postre, elecciones’, ’Tumbar al capital, deporte internacional’ o ’¿Crisis?, que cobren ellos 800 euros’. Todos ellos se sumaron a los ya conocidos ’sin curro, sin casa y sin futuro’ o ’España es el único país en el que la gente no tiene casa, y las casas no tienen gente’.

En Salamanca, fueron 2.000 las personas que recorrieron las principales calles en el transcurso de una marcha contra las estrategias económicas, sociales, laborales, medioambientales y financieras actuales dado que, a su juicio, son ámbitos que atraviesan una situación "muy grave", según el 15M.

León y Burgos Las mismas personas, 1.500, se dieron cita en León y Burgos. En el caso de la ciudad del Bernesga, la plaza de Botines se erigió en centro de la protesta. La marea de ‘indignados’ recorrió las principales calles de la capital para pedir un "cambio global" en la que ha sido "la primera manifestación mundial de la historia".

Cuando se cumplen exactamente cinco meses desde los orígenes del movimiento 15M, éste vuelve de nuevo con fuerza, porque aún hay "mucha gente" que apoya este colectivo y que demuestra que “tiene ganas de hacer cosas”, por lo que únicamente es necesaria “coordinación” entre los colectivos de las diferentes ciudades.

Los mismos argumentos se esgrimieron en Burgos, también con más de 1.500 personas -según fuentes policiales-, que mostraron su indignación con el papel que en los últimos tiempos están jugando los gobiernos y el sistema financiero. Bajo el lema ’No somos mercancía en manos de políticos y banqueros’, estos ciudadanos se concentraron desde las 18 horas en la Plaza Mayor con el ánimo de exigir una democracia" más participativa", oponerse a la corrupción del sistema político y mostrar su rechazo a los recortes sociales.

Menos afluencia En las cinco provincias restantes, la afluencia de gente estuvo por debajo de la esperada, siempre menos de medio millar. De ellas, Soria aglutinó a 400 manifestantes que secundaron la protesta del Movimiento 15M y recorrieron las principales arterias de la ciudad escenificando un vía crucis. El objetivo, denunciar las “irregularidades y abusos” del sistema financiero y lanzar un mensaje para que la clase política “devuelva el estado del bienestar a los ciudadanos”.

La marcha partió de la Plaza Mayor de Soria y finalizó en la Subdelegación del Gobierno. Los organizadores de la misma portaron una maqueta a gran escala del euro, mientras que la anécdota se vivió cuando los participantes realizaron paradas en cada una de las entidades bancarias de Soria, para denunciar ante sus puertas las “fraudulentas operaciones que realizan”

Tres centenares de personas se dieron cita en Ávila. La Plaza de Santa Teresa de la capital amurallada fue el punto de inicio de una marcha en la se reivindicó “una verdadera democracia mundial, que engendre una nueva forma de gobierno del pueblo y para el pueblo”. Con pancartas como ‘Próximamente, tendrás que vernos en Españoles en el Mundo’ o ‘No hay futuro, hazlo tú mismo’, los asistentes elevaron su protesta contra lo que calificaron como “criminales internacionales”, refiriéndose a instituciones y organismos como el Fondo Monetario Internacional, los bancos mundiales, el G-8 y el G-20 y el Consejo de Seguridad de la ONU.

Segovia, Zamora y Palencia Casi dos centenares de personas atendieron la llamada de convocatoria del 15M en Segovia, donde los asistentes se reunieron a los pies del Acueducto para exhibir algunas pancartas alegóricas a una mayor participación ciudadana, con mensajes hacia la clase política y financiera. En la plaza, además de alzar la voz en forma de protesta, se organizaron juegos para niños y se elaboraron las pancartas, carteles y banderas que los participantes fueron cogiendo para portar. Desde allí se trasladaron hasta la Plaza Mayor, donde se leyó un manifiesto.

En Zamora, la misma cantidad de manifestantes vinculados al Movimiento 15M se concentraron en la Plaza de la Constitución para sumarse a esta convocatoria mundial y exigir cambios en el modelo económico y social que se encuentra el planeta.

Desde primera hora de la mañana, unos veinte ‘indignados’ se apostaron frente a la Subdelegación del Gobierno, preparando las pancartas que cubrían el suelo, al igual que hicieron cuando se inició el movimiento social a mediados del pasado mes de mayo.

Por último, unas 150 personas, según la Policía Local, salieron a la calle en Palencia. En la Plaza Mayor, los ‘indignados’ exigieron una soberanía alimentaria, social, cultural, política y económica que garantice los derechos de los ciudadanos.

El centro de la capital palentina se convirtió en el epicentro de las reivindicaciones que los ‘indignados’ mostraron en pancartas con lemas como ‘Menos bancos, más empleo’, ‘Más igualdad y justicia social’, ‘No a la dictadura del mercado’ o ‘No hay tanto pan para tanto chorizo, no tanto pastor para tanto rebaño’, entre otras muchas.


Nota de la Redacción: Foro Castellano, estima que las cifras de participantes en Salamanca rondaron los 6.000 manifestantes.


Foro Castellano 23 de Abril apoya el software libre SPIP  | Diseño: fc23a | Copyleft